26 de febrero de 2012

XXIV Congresso Panamericano de Arquitetos 2012 / Maceió - Alagoas (BRA)


O XXIV Congresso Panamericano de Arquitetos, maior evento promovido pela Federación Panamericana de Asociaciones de Arquitectos – FPAA, será realizado pelo Instituto de Arquitetos do Brasil – IAB, de 27 a 30 de novembro de 2012, no Centro Cultural e de Exposições de Maceió, capital do Estado de Alagoas, Brasil.

O público qualificado, proveniente de 41 nações das Américas, propiciará momentos de profundos debates sobre os mais diversos assuntos concernentes aos campos de ação e reflexão crítica dos arquitetos.

O evento terá por tema central “VIVER O TERRITÓRIO, IMAGINAR A AMÉRICA” nas seguintes dimensões propostas: a Casa, a Metrópole, as Celebrações, o Encontro e a Solidão, os Sistemas de Representação, a Virtualidade e os Territórios Verdes.

A participação de delegações das associações nacionais e regionais de arquitetos ensejará também a realização de vários fóruns de discussão dos temas relacionados à organização das ações políticas das entidades em níveis nacional e continental, frente as diversas demandas e necessidades vivenciadas nas diferentes nações e realidades socioculturais.

A estimativa de público para o evento é de cerca de 3.000 congressistas diretos e mais 6.000 visitantes indiretos.

A capital alagoana está especialmente preparada para receber com toda estrutura de conforto e lazer os congressistas, dispondo de uma rede de hotéis diversificada e uma estrutura completa para o local do evento.

PARA CADASTRAMENTO PRÉVIO/INSCRIÇÃO: XXIV Congresso Panamericano de Arquitetos 2012

Tema
VIVER EL TERRITORIO, IMAGINAR AMÉRICA

En un momento distante, cuando cielos y tierras se multiplicaban con el conocimiento y la interacción entre sus diversas partes, surge América. Hija de las grandes navegaciones, de los saqueos, del desarrollo de la matemática, de la cartografía, una de sus cunas se moldea en el momento en que la tierra es circunnavegada y los europeos llegan al continente.

Cuando el tema es el territorio y América está en el centro de las discusiones, la dimensión del pasado encuentra la del presente a través de la necesidad contemporánea de los mutuos intercambios, de la movilidad, de la conservación de la paz y de la concordia entre las naciones.

Territorios son como casas. Habitats de una idea. Volátiles, se articulan en flujos y redes, pero que cimientan sólidas construcciones identitarias que rompen fronteras geográficas y crean nuevas cartografías: transnacionales, continentales, americanas, panamericanas.

Mapear estas cartografías que se dibujan en suelo americano es el propósito de este XXIV Congreso Panamericano de Arquitectos. Interesan aquellas que toman como instrumento de diseño la alta tecnología y asumen, por esto, grandes velocidades e incluso una condición de independencia del sitio físico. Como también, las corporales, que se imprimen de a poco, por los pasos del hombre en la tierra. Ambas construyen aldeas, establecen dominios propios.

Territorio, más que una distinción entre dominios geográficos, nos leva a comprender la tierra como un lugar circunscrito. América, en esta dimensión, surge con sus diversos roles y polifonías: material, inmaterial, relacional, productivo, simbólico, inventado.

Cuando los campos disciplinares aislados ya no dan cuenta de la complejidad de los fenómenos de la ocupación territorial, incluso aquellos de la metrópolis, se hace urgente romper este aislamiento. Por eso, son bienvenidas las contribuciones que articulen la arquitectura y el urbanismo a otros campos del conocimiento como el del arte, de la cultura, de la historia, de la geografía, de la antropología.

DIMENSIONES

1. Casa
La casa es el territorio de mayor significado cuando se traslada este concepto para los límites más reservados del diálogo entre lo público y lo privado. Singular o plural, el desafío de la casa está puesto como un derecho universal. En este sentido, se pretende discutir los intentos exitosos de conceptuar, proyectar y producir la “casa americana”. En tiempos de desterritorializaciones, del nomadismo, de desplazamientos de los turistas y de los hombres bajo la demanda del trabajo, se indaga acerca de la sobrevivencia y de la transformación del concepto de abrigo.

2. Metrópoli
Numerosas villas y ciudades americanas nacieron identificadas por murallas y puertas. Hoy el hábitat de las multitudes desconoce la idea de frontera. ¿Como proyectar teniendo en cuenta metrópolis sin un tamaño definido? ¿Como tratar los territorios urbanos que, en diversos aspectos prácticos y concretos del cotidiano, erradican esta práctica? ¿Por otro lado, que decir de la fortificación de esas fronteras para aquellos que la utilizan como estrategia de defensa, como ejemplo los condominios cerrados, de las poblaciones que, de alguna manera, retoman la idea de límite?

3. Celebraciones
En el lugar de las guerras, las grandes conmemoraciones entre los países conciben y nutren el contacto pacífico entre ellos. Juegos olímpicos y otros acontecimientos de dimensión internacional promueven inmensos movimientos de renovación urbana y levantan ciudades a escala global del planeta. De manera inequívoca, en estas situaciones migratorias está presente la idea de nación, al mismo tiempo que se afirma la sociedad global. ¿Como actuar frente a estos impactos sobre vivencias consolidadas?

4. Encuentro y soledad
¿Si América, en su nacimiento, anticipa la noción de un mundo global, cómo enfrentó los posibles traumas de este nacimiento? ¿Si las polaridades culturales hoy son recalificadas con la propuesta de las herencias compartidas, cómo América conversa con el mundo, dentro de esta escala? ¿Cómo el arquitecto responde a los desafíos de la idea de patrimonio mutuo?

5. Sistemas de representación
Así como los nidos para los pájaros, los mapas fueron fundamentales en la demarcación de los territorios, especialmente en el caso americano. Son formas de ver el mundo. En otra escala, así también se comportaron los diseños gráficos de los arquitectos, hoy ampliados con atención a la lengua vernácula, a los experimentos intuitivos, al sumergirse en el mundo de lo espectacular, de los medios de comunicación y de la nueva poesía. Se deberá tratar de pensar en los diferentes estatutos disponibles para expresar los territorios.

6. Virtualidad
Separar lo civilizado de lo inculto, lo domesticado de lo salvaje, fueron acciones incisivas en la construcción de la idea de América. En el siglo XXI las fronteras no acogen solamente los territorios físicos, como también los que se encuentran permeados por los medios de comunicación. La propia red mundial de computadores es territorio disputado, colonizado y edificado. Más allá de ella, expresiones como lo post-humano, lo post-orgánico, nos llevan a considerar la remodelación de los materiales. ¿Cuando el territorio pasa a constituirse en un sistema de redes e interfaces, como queda el rol del cuerpo y del abrigo?

7. Territorios verdes
Cuando se piensa la naturaleza, uno de sus centros, la Amazonía, pulsa como un vigoroso corazón. Locus de confluencia de imaginarios de origen, requiere, en tiempos de preocupaciones ecológicas y cataclismos, que el arquitecto piense su destino. ¿Adonde queda el lugar de la naturaleza, de evidente fuerza en el caso americano, cuando en el contexto de la ciudad, lo urbano ya no ve más lo rural? ¿Existe posibilidad de ajuste entre tecnología y el mundo natural, cuando la arquitectura concebida como expresión de lugar, en su dimensión geográfica e intemperie, es puesta en jaque?

No hay comentarios: